black friday

¿Qué es el Black Friday?

¿Qué es el Black Friday?

El famoso viernes negro (Black Friday en inglés) tiene su origen en EEUU. El objetivo de este día es la bajada de precios sirve como pistoletazo de salida a las compras navideñas que es el periodo de mayor consumo del año. Coincide siempre con el último viernes de noviembre.

Esta tradición surge a partir de la s acciones desarrolladas por los pequeños comercios de EEUU. Según las historias que circulan, se cuenta que tras un año entero de pérdidas, tras el día de Acción de Gracias, momento en el que comenzaba la época navideña, se empezaban a generar beneficios, pasando de los números rojos a los números negros.

Como complemento a esta festividad consumista también existe el ciberlunes (en inglés, Cyber Monday), que es un día dedicado a compras por internet y se celebra el lunes después de la festividad de Acción de Gracias.

Locura consumista en el Black Friday
Fiebre de consumo en el «Black Friday»

¿De dónde surge el término «Black Friday»?

El término Black Friday se dio por vez primera para referirse a una crisis económica. El viernes 24 de septiembre de 1869 en Wall Street, dos trabajadores, Jay Gould y Jim Fisk, fracasaron en su intento por conseguir grandes beneficios, y el mercado cayó de forma abrupta. Ese día fue nombrado viernes negro haciendo referencia a los hechos y consecuencias que sucedieron.

Por otro lado, otra de las teorías acerca del origen del Black Friday se traslada a la época del año 1975, más concretamente el 19 de noviembre. El New York Times utilizó por primera vez el término negro para referirse al caos del tráfico que se había dado en la ciudad de Nueva York en aquel año como consecuencia de los descuentos del día posterior a Acción de Gracias. El uso de este término comenzó alrededor de 1961 entre los oficiales de policía encargados de la regulación del tráfico,​ popularizándose hacia 1966, y extendiéndose al resto de los estados a partir de 1975.

Existe un bulo en Internet que relaciona el origen del término con la venta de esclavos negros en Estados Unidos.

En España y Latinoamérica esta celebración ha ido cogiendo fuerza con el paso de los años. Empezó siendo una opción dirigida especialmente a comercios online, pero se ha ido expandiendo al resto de superficies. Ya que muchas de ellas, además de tener presencia online, cuentan con establecimientos físicos.

El noviembre de 2012​ la cadena alemana MediaMarkt fue la 1ª cadena de distribución que lanzó su campaña Black Friday Sale​ a nivel nacional, en toda su red de tiendas en España y en su recién estrenada página web.

Una de las características que ha ido cambiando progresivamente ha sido la ampliación de la celebración de este día a jueves, viernes, sábado y domingo. De tal forma que los comercios intenta exprimir al máximo los descuentos y las ofertas para aumentar sus beneficios durante estos días de noviembre.

A partir del año 2013 se ha convertido en una fecha clave para miles de consumidores y comerciantes

Cada vez son más los comercios que se suman a esta iniciativa y que además preparan publicidad, cartelería y múltiples campañas para generar la atención sobre estas fechas tan comerciales. Que todo sea dicho, se han convertido en un filón para la mayoría de comercios de Latinoamérica y España.

Cuidado con el Black…Fraude

Si en Estados Unidos vemos año a año rebajas de precios tan reales como espectaculares, en España y Latinoamérica no se acercan ni por asomo. Además, en el país que inventó la picaresca, minoristas sin escrúpulos se las arreglan incluso para subir precios durante la campaña y de la manera más burda: suben precios semanas anteriores para luego bajarlos en el Black como si fueran «ofertones». Es fundamental conocer el precio oficial que marca el fabricante, el histórico de precio de los productos y realizar una comparación a fondo entre minoristas. Te pueden sorprender las diferencias. O que el producto deseado esté más caro que en octubre…

Fraude Black Friday
Falsa rebaja de Black Friday

Consejos para que no te timen en Black Friday

  • Comparar es ahorrar: por un lado, puedes encontrar el mismo producto a precios muy diferentes. Por otro lado, a menudo existe un producto mejor que te puede salir más barato (o con mejor relación calidad/precio). Es complicado orientarse en la jungla de los descuentos: deja que nuestros comparadores te guíen.
  • Los precios deben estar comparados y visibles: Junto al precio rebajado siempre tiene que figurar o el precio original o el porcentaje de la rebaja (o las dos cosas).
  • Las garantías son las mismas de siempre: recuerda que si compras en persona solo están obligados a devolverte el dinero si lo que compras tiene algún defecto de fábrica. Si te arrepientes o te equivocas (unos zapatos que te van pequeños, una prenda que no te gusta) las tiendas NO están obligadas a devolverte nada (aunque muchas tienen políticas de devolución con las que si devuelves el producto te dan un vale por el mismo precio para gastar en esa tienda).
  • Los productos rebajados tienen que tener la misma calidad de siempre: la norma no permite que se vendan como rebajados productos defectuosos.
  • Cuidado con las condiciones especiales: Durante unas rebajas, la tienda puede aplicar algunas condiciones especiales (no aceptar pago con tarjeta, cambiar su política de devoluciones…), pero deben anunciarlo clara y visiblemente para que todos los clientes lo vean.
  • Conserva el comprobante: Lo necesitarás en caso de reclamación.
  • Están obligados a darte una Hoja de Reclamaciones si la pides: Debes rellenarla en 3 copias: una para ti, otra para ellos y una tercera que deberás presentar en la Oficina de Consumo.
  • En las compras por Internet tienes 14 días para arrepentirte y devolver el producto sin dar explicaciones: tendrán que devolverte todo lo que pagaste. Si vas a pagar online, lo mejor es una tarjeta prepago, una tarjeta de crédito o Paypal. Evita hacer transferencias bancarias si no te fías plenamente del vendedor.
  • Las compras impulsivas nunca fueron buenas: haz una lista de lo que necesitas. Piensa, medita… y de nuevo, compara.

Fuentes:

Deja una respuesta

trece + dieciseis =